¿Es bueno tener amistad con ex-parejas?

Las relaciones humanas son complejas, porque las personas son seres complejos. Cada una es única e irrepetible, tenga o no gemela, mellizo o siamesa. También, cada pareja es un mundo, y dependiendo de la situación y de sus actores, puede que sea buena o mala idea mantener una amistad con tu ex.

Por qué es bueno

Puede que sea mejor amistad que noviazgo

A veces, las personas se equivocan con respecto a sus sentimientos, y a la madurez que tienen para enfrentarlos. Quizás, lo que sentían no era atracción, sino una fuerte amistad, y la sorpresa hizo que tomasen algunas decisiones equivocadas. Así y todo, puede que la amistad funcione.

Se entienden mejor entre ustedes

Si fue una relación de larga duración, o una en donde se conocieron en profundidad, puede que tu ex te comprenda mejor que otras personas. Si han terminado la relación, puede que no vuelvan a ser pareja, pero así y todo, el saber que alguien más te entiende puede ser reconfortante.

Pueden cerrar asuntos pendientes

Aunque no sean pareja, puede que sean un apoyo para poder superar ciertos temas. Más aún si son de la misma comunidad, el tener a alguien apoyándote es de gran ayuda.

Puede ayudarte con tu actual pareja

Si la relación ha terminado bien, puede que lleguen a un punto en donde reconozcan sus errores, lo que han hecho mal, y puedan intentar mejorar en ello. Más aún si resultó que era homosexual, pero siguen apreciándose como personas.

Sexo casual

Puede ser una buena idea el mantener la amistad si ambos concuerdan en mantener algunas cosas. Si los dos están de acuerdo, pueden ser buenas opciones para tener algo de sexo casual, siempre y cuando ambos lo hagan de forma segura y consensual.

Por qué es malo

Si fue una relación tóxica, será una relación tóxica

La idea de la mujer que, con su amor, redime al malvado y lo hace un mejor hombre es, en la inmensa mayoría de las veces, una fantasía. De las que terminan con una mujer muerta, en el hospital, con la psique hecha pedazos o resentida. Si fue una relación tóxica y él/ella te pide quedar como amigos, huye. No tienes por qué hundirte más de lo que ya te ha hundido.

Puede evitar que sigan adelante

El quedar como amigos les deja en una situación en la que aún se ven, aunque puede que no tengan las mismas rutinas, derechos y obligaciones que antes. Disimula el dolor de la ruptura, lo cual hace que no lo enfrenten ni asuman. Y una relación amorosa que terminó necesita de un cierre para que sigan con sus vidas.

Manipulación emocional

Hay ex que no son actuales por buenos motivos. Si te ha manipulado para quedarte en la relación por medio de la culpa, el miedo o la violencia, lo mejor que puedes hacer es alejarte. Si no, puede que un día te venga con “desde que te fuiste, no veo nada por lo que valga la pena vivir”, e intente encadenarte de nuevo.

Celos residuales

El mantener una amistad puede ser una excusa para vigilar qué hacer. ¿Va a ver a esa chica? ¿Aceptó la invitación de un chico? Las escenas de celos pueden ser frecuentes. Esta clase de comportamiento no es saludable, para nadie. Esto no es amistad, es “él/ella es de mi propiedad, y tiene que portarse como un buen objeto”.

Temor a la soledad

Mejor sola que mal acompañada, siempre. Tu ex es parte del pasado, y ahora puedes intentar hacer nuevas amistades, o retomar el contacto con tus parientes. Esto es aún más remarcable si él o ella fue quien te hizo cortar lazos con tu familia y amistades. Si este es el caso, has salido de una relación tóxica y abusiva: huye.

“Algún día cambiará…”

La frase “he cambiado” es muy, pero que muy común en personas abusadoras, cuando su pareja les ha dejado y quieren convencerla para que vuelva. Es una bandera roja de alarma, de esas que, probablemente, algún día te lleven a la morgue, o a una existencia tan triste que no se diferencia mucho de la muerte en vida. Que cambie primero, y luego ve si quieres tener una amistad.

Autora del artículo